2

Las levaduras de los homebrewers

Cuando uno empieza a hacer cerveza en casa, lo más habitual es empezar poco a poco y no complicarse mucho con los ingredientes. Según vas haciendo algún lote que otro, ya te vas atreviendo a comprar más variedad, sobre todo lúpulos diferentes y maltas, pero con la levadura se suele ser más conservador y usar una o dos diferentes, en formato seco, y no añadir más complejidad.

Pero esto cambia drásticamente cuando descubres las levaduras líquidas y empiezas a crearte tu propio surtido en forma de criotubos. Entre los que te dan, los que cambias con otros cerveceros caseros y los que te haces tú mismo después de comprar algún vial, el congelador se llena de criotubos que, en muchos casos, tardarán incluso años en salir de él (con la poca garantía que eso ofrece).

El uso que suele darse en una fábrica de cerveza a las levaduras difiere bastante de esta locura que sufrimos algunos. No es nada habitual tener tantas como las que usamos los caseros, algunas incluso con un par de cepas diferentes pueden elaborar la mayoría de sus cervezas con éxito, y no son pocas las que usan la levadura “de la casa”, desarrollada a medida por algún laboratorio. Simplemente por logística y por facilidad de trabajo, se reduce el número de cepas diferentes, algo lógico y normal en mi opinión.

Sigue leyendo

6

Best Bitter en mini-barril de 5 litros

He esperado un poco más de la cuenta a comentar los resultados del intento de Best Bitter que elaboré hace ya casi un par de meses, debido a que en esta ocasión una parte del lote se fue a un mini-barril de cinco litros, y he querido esperar hasta ahora para comentar la experiencia con el barril.

La densidad final fue de 1013, lo que hace que la cerveza tenga unos 5.1% de alcohol, algo más de lo esperado pero dentro de lo normal. También es cierto que tuve un rendimiento algo superior el día de la elaboración y decidí no añadir más agua para rebajar la densidad inicial. La cerveza tiene un color cobrizo intenso, aromas  a malta y algo terrosos y también algo más frutales de lo que indica el estilo (que supongo provenientes de la levadura London III). Es de trago fácil, con notas de pan tostado, algo de caramelo y amargor medio-bajo, con final ligeramente seco.

Unos 4.7 litros fueron al barril tras haber pasado unos días en frío en garrafa, y así intentar dejar atrás algo más de levadura antes de pasar la cerveza al mini-barril. El resto lo embotellé directamente del fermentador (el mismo día que pasé a frío lo destinado al barril) utilizando caramelos de carbonatación.

Sigue leyendo

0

Porter con cacao nibs

Si la memoria no me falla, todas las temporadas elaboro alguna cerveza oscura, porter/stout en alguna de sus variantes con más o menos alcohol y/o más o menos adjuntos añadidos, y este año no podía ser menos.

Si nos ponemos muy estrictos, realmente creo que lo que he hecho no encajaría en ningún estilo definido en la guía BJCP, pero es algo que no me ha preocupado mucho nunca haciendo cerveza en casa. El perfil sería más el de una porter, ya que no he usado las maltas más oscuras y con cascarilla que suelen utilizarse (Roasted Barley, Black, etc.), y si nos fijásemos sólo en los números podría encajar dentro del estilo American Porter, pero le va a faltar carácter lupulado para esto (ya que no era la idea), en mi opinión.

Sigue leyendo

0

[ENGLISH] God save the cask – The pub

As I said in previous articles, one of the main problems of cask conditioned beer is its inadequate care when it arrives to the pub. We shouldn’t forget that we are talking about a live beer, which needs to be taken care of to pour it in perfect conditions in maximum two or three days.

Luckily, that doesn’t happen in all pubs, as there are really good professional people working hard to make sure people enjoy a pint of great beer. One of them could be The Harp, the legendary pub placed in the centre of London in which you are able to enjoy an authentic “real ale” (and please, don’t forget to order their pork scratchings, trust me…). Another great pub is Pembury Tavern (now under the stewardship of The Five Points Brewing Company), and I was so lucky because we visited its cellar and we could see how the casks are handled there!

East London Brewing

Sigue leyendo