American Stout & Dark Mild

Uno de los estilos elegidos para la competición por equipos de la Asociación de Cerveceros Caseros Españoles de este año es American Stout, así que aprovechando el puente de primeros de noviembre, me puse manos a la malta. Este estilo no es más que una vuelta de tuerca de las clásicas cervezas negras británicas, pero adaptándola a ingredientes locales como son los característicos lúpulos cítricos y/o resinosos. También suelen tener más presencia de torrefacto que sus hermanas europeas, siendo algo más agresivas en este sentido, y junto con la mayor cantidad de lúpulo, suelen ser por tanto algo más amargas.

Buscando información sobre el estilo, está claro que se busca presencia alta de sabores torrefactos y también una presencia notable de lúpulos americanos, pero luego cada uno tiene sus preferencias y gustos. En cuanto a malta base, en varias fuentes coinciden el el uso de grandes cantidades de malta Munich junto a malta Pale, otros hablan de Maris Otter, otros combinación de las mismas, en definitiva, cada uno hace lo que le da la gana. Lo que parece claro es que se busca compensar un poco la alta carga de maltas negras, y dependiendo de la receta, vendrá mejor o peor usar una malta base u otra.

Sigue leyendo

Anuncios

Nueva receta, saison en camino…

Antes de que se meta de verdad el frío, quería aprovechar para elaborar otra saison con la levadura RVA 263, que tan buenos resultados me dio justo antes del verano. Para ello, una semana antes comencé a reproducir la levadura desde un criotubo que guardé de la anterior vez (en mi caso, en glicerina y en el congelador). Para calcular la cantidad de levadura necesaria me sirvo del software de homebrewer.es, me pone muy fácil las cosas y no me complico mucho más. Podéis ver los pasos necesarios a reproducir en la imagen de más abajo.

La verdad es que arrancó muy bien la levadura y empezando el domingo, el jueves ya tenía en la nevera el starter completo para decantar el viernes por la mañana un poco del mosto y poner a girar otro rato la levadura para su uso. Aproveché el viernes del puente para elaborar por la mañana.


Sigue leyendo

Scotch ale, el poder de la malta

Ya tocaba ponerse manos a la malta de nuevo, y nunca mejor dicho. Al igual que pasa con algunos estilos como podría ser las Brown Ale, por aquí muy poca gente elabora cervezas del tipo “scotch ale” (en cualquiera de sus variantes). Son cervezas claramente orientadas hacia la malta, donde el lúpulo prácticamente cumple la función de equilibrar un poco el dulzor para que no se conviertan en brebajes empalagosos, todo lo contrario a los estilos más de moda cargados de lúpulo.

Y aunque no es mi estilo favorito, sí que he probado alguna que me ha gustado mucho, por lo que me he animado a intentar hacer la mía. Después de consultar algunos libros, blogs y cambiar la receta cincuenta veces, he decidido no tocarla más y que sea lo que tenga que ser.

Sigue leyendo

Elaboración de la American IPA

El fin de semana pasado volvía a elaborar en casa después  de algo más de un mes, tras la elaboración de la Imperial Stout, de la que la mitad del lote ya está embotellada y la otra mitad mientras escribo estas líneas descansa en la nevera esperando el día de pasar a botellas también.

Pero ahora tocaba el turno a una IPA, tenía ganas de dar uso a unos lúpulos que compré el año pasado y me apetecía elaborar algo para beber pronto, sin tener que hacer largas guardas. Además esta vez usé levadura líquida (A04-Barbarian de Imperial Organic Yeast) que fui reproduciendo desde un criotubo (la primera vez que lo hago), algo que me tuvo ocupado toda la semana previa al día de la elaboración. Tengo que decir que me parece un poco pesado esto de estar desde una semana antes pendiente, esterilizando tarros, hirviendo mosto, añadiendo cada día un poco más al starter, que si ahora lo meto en la nevera, que si ahora le vuelvo a meter más mosto. Pero bueno espero que merezca la pena, es la única forma que hay de usar diferentes levaduras y no dejarte un dineral en ello.

Sigue leyendo