Cerveza ¿gourmet?

Hace unos días leyendo tweets diversos y algunos artículos en blogs cerveceros, entre ellos un interesante debate de ayer mismo en Twitter con el propietario del restaurante Diverxo, el cual sólo tiene cerveza Mahou en su carta, me vino a la mente una conversación reciente con un amigo acerca del tema de la cerveza artesanal. Esta persona está descubriendo ahora el mundo del craftbeer y comentando el tema de precios, calidad de la cerveza, etc. le venía a la mente el tema de que esto se convierta en algo «gourmet», entendiendo por este término algo elitista, con precios muy elevados y ventas en lugares exclusivos.

Por un lado, y esta es una opinión personal, pienso que algo de «exclusivo» sí tiene la cerveza artesanal (o como la queramos llamar), pero como cualquier otra cosa por la que uno paga un porcentaje más. No nos engañemos, la cerveza artesana es cara y no es algo que uno se pueda permitir todos los días, otra cosa es que muchos decidamos comprar menos cantidad y de mejor calidad, a comprar un pack de doce latas de cualquier cerveza corriente en el supermercado. Me incluyo entre los primeros, yo no me gasto dinerales en cerveza pero prefiero comprar menos cantidad y disfrutar de buenas cervezas. También tomo mis «cañas» de vez en cuando y sí, sé que muchos de vosotros también lo hacéis :-p

inedit
Últimamente se empieza a ver algo más de movimiento en algunas cerveceras que intentan introducirse en el mundo de la hostelería (y al revés), cervezas de mayor tamaño (normalmente) dirigidas a acompañar la comida de restaurantes. Esto por un lado me encanta, echo de menos una carta de cerveza más amplia y variada en la gran mayoría de restaurantes, por lo que suelo comer siempre con agua (no me gusta el vino). Pero por otro lado me preocupa que se le dé un áurea sibarita a la cerveza y se venda como algo muy elitista, donde te quieran cobrar un ojo de la cara por cervezas digamos, corrientes, donde la relación calidad-precio dejaría bastante que desear.

Esto simplemente son reflexiones «por escrito» que le vienen a uno a la cabeza, pero me gustaría saber qué pensáis sobre el tema. Si habitualmente en España se ven varios vinos en carta, ¿veis tan difícil que existan varias cervezas diferentes? ¿Os gusta la idea?
Entendiendo por diferente los estilos de cerveza, no vender cinco diferentes que prácticamente sepan igual, no quiero decir marcas pero bueno, creo que se entiende por donde voy 😉